Contacta con nosotros

También nos puedes encontrar aquí:

  • Twitter
  • Facebook
  • Youtube
  • LinkedIn
  • Instagram

Invicta Electric Log20 Rubí, el scooter 100% eléctrico perfecto para el reparto a domicilio

Movilidad eléctrica
08/03/2022

Con más de 150 litros de volumen de carga y 90 kg de peso

Hasta 165 km de autonomía

Imagen de Invicta Electric Log20 Rubí, el scooter 100% eléctrico perfecto para el reparto a domicilio

La gama de vehículos comerciales de Invicta Electric, con todo tipo de modelos 100% eléctricos para el reparto de última milla, se refuerza con la llegada del Invicta Electric LOG20 Rubí, un interesante scooter diseñado por y para el transporte de alimentos, cartas y pequeña paquetería. Un scooter con una capacidad de carga y equilibrio en su comportamiento, independientemente de qué transporte, que no es usual en este tipo de modelos, que habitualmente derivan de scooters concebidos para un uso particular y, posteriormente, son adaptados a una utilización comercial.

El Invicta Electric LOG20 Rubí disfruta de una gran capacidad de carga, con hasta 90 kg y 150 litros, que puede repartir entre su cesta delantera y el cofre trasero. Este cofre trasero cuenta con un elaborado aislamiento térmico, que lo convierte en muy adecuado para el reparto de comida y con una gran tapa con cerradura de apertura trasera que permite introducir fácilmente todo tipo de bultos para acomodar y extraer con facilidad entre sus 100 litros de capacidad. Además, en los laterales traseros, cuenta con unos soportes abatibles que permiten aumentar aún más su posibilidades de transporte.

Una plataforma para los pies completamente plana y el gancho para colgar bolsas tras el escudo demuestran el esfuerzo realizado por los ingenieros para ofrecer a las empresas de reparto un sinfín de posibilidades, pero también a los empelados que se sientan tras el manillar del Invicta Electric LOG20 Rubí. Por ello, el confort también tiene una gran relevancia, con una prominente pantalla derivabrisas, un amplio respaldo acolchado tras el asiento y una suspensión capaz de aguantar con solvencia toda la carga al tiempo que proporciona una buena absorción.

La opción ideal por potencia, coste y mantenimiento

Sostenibilidad, eficiencia y un mínimo mantenimiento definen al Invicta Electric LOG20 Rubí en su utilización. Con un motor eléctrico de 4 kW de potencia máxima que se emplaza en el interior de la propia rueda trasera, para reducir el número de piezas de desgaste -especialmente en cuanto a transmisión se refiere- así como para ofrecer una respuesta instantánea al acelerador. Un acelerador que varía notablemente la respuesta del propulsor en función de sus tres programas de conducción disponibles (High, Medium o Low), que se seleccionan fácilmente desde un mando emplazado junto al puño del gas. Junto a éste, también se encuentra el botón que acciona la marcha atrás y permite maniobrar con gran facilidad independientemente de la carga que se esté desplazando en ese momento. En marcha se siente potente, moviéndose con agilidad con independencia de la carga que traslade en cada momento o cuando se tiene que enfrentar a una pendiente con un pronunciado desnivel.

Para alimentar al motor eléctrico dispone de una batería de iones de litio extraíble con una capacidad de 5 kWh con la que consigue una autonomía de hasta 165 km. La carga se puede llevar a cabo tanto en la propia moto como en la batería, por si el usuario decide hacerlo en una oficina o local en el que tiene dificultad para introducir la moto. Sus prestaciones le permiten alcanzar los 80 km/h, con un coste medio de uso de 0,20 €/100 km*. Su mantenimiento supone un tercio del coste del de un scooter equivalente con motor de combustión, a lo que hay que añadir unos periodos de revisión más amplios y, por lo tanto, un menor tiempo de inmovilización del vehículo. Además, gracias a su condición de vehículo 100% eléctrico, puede moverse libremente por los núcleos urbanos de las ciudades prohibidos a los modelos con motores de combustión.

Desde 3.295 euros (IVA incluido) el Invicta Electric LOG20 Rubí cuenta con un completo equipamiento de serie, en el que además de todos los elementos de carga descritos (cesta, cofre y soportes laterales abatibles) incluye unos potentes frenos de disco delante y detrás con frenada combinada CBS y una práctica instrumentación de LCD; con velocímetro, cuentakilómetros, nivel de carga de la batería y testigos para los intermitentes, luz larga, bajo nivel de carga y motor en marcha. Se puede conducir desde los 16 años con el carné A1 o con el B, desde su tercer año de antigüedad. Está disponible en blanco y negro.

Invicta Electric, con todo tipo de soluciones para el reparto de última milla

La gama de comerciales 100% eléctricos de Invicta Electric representa la solución ideal como trasporte para “la última milla”, donde no pueden llegar los grandes furgones así como otros vehículos de combustión por su volumen y/o por no ser vehículos libres de emisiones aptos para el acceso a las zonas restringidas de las ciudades. Unos vehículos ligeros, con gran capacidad de carga y que en sus distintas versiones y configuraciones son capaces de adaptarse con facilidad a las necesidades de cada negocio, ya sea para el transporte de cargas pesadas, refrigerados, paquetería o para el reparto de comida a domicilio.

  • Invicta Electric Eidola Van y Pickup. Un pequeño comercial por tamaño, con 3.150 mm de longitud, pero grande por su capacidad de carga útil, de hasta 300 kg. Desde 14.395 € euros**.
  • Invicta Electric Metro. Por su anchura de 1.400 mm, autonomía de hasta 215 km y volumen de carga de 4 m3, así como por su etiqueta 0 Emisiones, se postula como el vehículo de reparto ideal. Desde 15.395 € euros**.
  • Invicta Electric Orca. El comercial ligero más capaz de la gama, con hasta 1.000 kg de carga máxima y una batería de 30 kWh con la que consigue una autonomía de 200 km. Desde 16.195 euros**.
  • Invicta Electric Wellta Taigaes un ciclomotor 100% eléctrico que se puede conducir desde los 15 años con el carné AM. Su autonomía es de 90 km y está disponible por 3.495 euros.
  • Invicta Electric Eezon E3 Cargo es un vehículo de tres ruedas que combina la agilidad y versatilidad de una moto con la capacidad de carga de una pequeña furgoneta; con hasta 500 litros. Su autonomía es de 120 km y está disponible desde 11.615 euros**.
  • Invicta Electric Curro es un motocarro concebido especialmente para el ámbito rural con una capacidad de carga de 542 kg, una velocidad máxima de 35 km/h y una autonomía de 80 km. Disponible por 3.995 euros.

Todos los modelos de la gama de Invicta Electric se pueden adquirir en las tiendas urbanas o concesionarios de la marca así como a través de internet en invictaelectric.es.  Una plataforma digital orientada a la satisfacción del cliente, que integra todas las funciones comerciales del comercio electrónico, y unas aplicaciones intuitivas y fáciles de usar. Todo ello con el fin de generar una independencia que facilite encontrar la solución de movilidad más adecuada para cada persona ya sea mediante la compra al contado o financiada, el alquiler -con Invicta Sharing- o el uso del vehículo por suscripción que permite su cambio periódicamente -con Wabi-. La propuesta de Invicta Electric incluso satisface las necesidades personales de cada cliente con la instalación de un punto de carga o el asesoramiento y la contratación con el proveedor de energía más adecuado en cada caso. Cargar los vehículos de Invicta Electric no puede ser más rápido y sencillo, pues todos ellos son compatibles con el enchufe estándar disponible en todos los hogares (Schuko).

Comparte:

  • Whatsapp
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn