Contacta con nosotros

También nos puedes encontrar aquí:

  • Twitter
  • Facebook
  • Youtube
  • LinkedIn
  • Instagram

Fundación CNAE divulga las novedades de la ley de tráfico

Legislación
28/02/2022

Más de 300 profesionales de la formación de conductores y la seguridad vial siguieron en directo el 24 de febrero la jornada formativa organizada por la Fundación de la Confederación Nacional de Autoescuelas (CNAE) con el objetivo de explicar los cambios en la Ley de Tráfico, que entrarán en vigor el 21 de marzo de 2022, y su incidencia en el sector de las autoescuelas

Imagen de Fundación CNAE divulga las novedades de la ley de tráfico

Intervinieron, entre otros, Pere Navarro, director general de Tráfico; Juan José Matarí, presidente de la Comisión sobre Seguridad Vial del Congreso de los Diputados; Francisco De Las Alas-Pumariño, jefe de la Unidad de Normativa de DGT y el presidente de CNAE y su Fundación, Enrique Lorca.

Juan José Matarí señaló que «la reforma de la Ley de Tráfico ha ido más allá de la propuesta del Gobierno, pues incorpora sugerencias con diferentes perspectivas. Todos coincidimos en que la formación tiene que ser la estrella de la nueva estrategia de seguridad vial, si queremos conseguir los objetivos planteados, la visión cero muertes en la carretera».

El presidente de la Comisión sobre Seguridad Vial afirmó que «la disposición final segunda bis reconoce, por fin, la necesidad de más examinadores» y manifestó que «se echa de menos que los usuarios de los VMP y las bicicletas reciban formación vial, al objeto de que se incorporen con seguridad al complejo sistema del tráfico.

»Hay camino por recorrer y debemos hacerlo juntos, como hasta ahora. Le pido a CNAE que siga colaborando con las instituciones para conseguir entre todos la mejora de la seguridad vial».

En la mesa de trabajo, que presentó y moderó el vicepresidente de CNAE Sergio Olivera, participó el jefe de la Unidad de Normativa de DGT, Francisco De Las Alas-Pumariño, que desgranó las 50 novedades de la normativa. «Hay medidas de todo tipo: aquellas que aumentan la carga punitiva, como el uso del móvil durante la conducción, las que recompensan cambios de comportamiento, como los cursos de conducción eficiente, con los que se podrán recuperar puntos, etc.

«Por vez primera se mencionan en la ley el vehículo automatizado y la protección ambiental. Otro detalle: que la escasez de examinadores se reconozca en la ley, nos sirve a la hora de negociar con Función Pública la incorporación de más personal».

Ismael Carrón, técnico de CNAE, analizó cómo afectan los cambios en la ley a la actividad propia de las autoescuelas. «Los profesores deberán ponerse al día, pero también la DGT tendrá que actualizar las preguntas de los exámenes.

»Se tipifica como infracción la utilización de dispositivos de intercomunicación no autorizados reglamentariamente en las pruebas para la obtención y recuperación de permisos o licencias de conducción u otras autorizaciones administrativas para conducir. La sanción es de 500 euros y comporta la imposibilidad de volverse a presentar al examen en el plazo de 6 meses. 

»Se amplía el catálogo formativo para las autoescuelas con la inclusión de los cursos de conducción segura y eficiente, cuya superación otorgará 2 puntos en el permiso de conducir, hasta un máximo de 15 puntos, siempre que el interesado disponga de un saldo positivo. 

»DGT y ENAC ya han establecido un procedimiento para la acreditación de los centros que puedan impartir estos cursos teóricos y prácticos para motocicleta y ciclomotor, pero se aguarda la Orden Ministerial que los desarrolle todos, incluidos los de turismos. Hasta entonces, no se ganarán los puntos.

Roberto Ramos, director de Formación de la Fundación CNAE, se centró en cómo los cambios afectan a la seguridad vial. «Una de las novedades más importantes es que la norma regula el tráfico y la circulación de todos los vehículos, no sólo de los de motor. Abarca también los VMP y las bicicletas. Los ciclistas y los conductores de VMP deben dejar de verse como peatones sobre ruedas y tienen que cumplir toda la normativa como conductores. Una novedad: hay que proteger a los usuarios vulnerables en el tráfico.

»Se prohíbe llevar en el vehículo mecanismos de detección de radares o cinemómetros. Si bien, quedan excluidos de esta prohibición los mecanismos de aviso que informan de la posición de los sistemas de vigilancia del tráfico.

»Me parece acertadísimo establecer para conductores menores de edad una tasa de alcohol del 0,0. La anterior Ley de Tráfico permitía a turismos y motocicletas rebasar en 20 km/h los límites genéricos de velocidad fijados para las carreteras convencionales cuando adelanten a otros vehículos que circulen a velocidad inferior a aquéllas. Ahora no. La idea es reducir el número de adelantamientos, una de las maniobras más peligrosas. Con esta medida, España se equipara al resto de países de la Unión Europea donde no está permitido ese exceso de velocidad».

Clausuraron la jornada Enrique Lorca y el director general de Tráfico, Pere Navarro, Lorca consideró muy interesante que la propia ley recoja la necesidad de ajustar el número de examinadores de Tráfico a la demanda de pruebas.

También destacó que la norma reconozca la importancia de la sensibilización y la concienciación. «Estamos viendo que las personas se están matando no porque desconozcan la normativa, sino porque no la cumplen. Hay que implementar un tipo de enseñanza de la conducción que fomente la concienciación. Los vídeos de percepción del riesgo, en los que está trabajando la DGT, son una buena idea porque van en esa línea».

Pere Navarro se sumó al llamamiento a aunar esfuerzos de Juan José Matarí: «El camino lo hacemos juntos y hemos aprendido que, si nos ayudamos los unos a los otros, todos salimos ganando.

»El desencadenante de la reforma fue el permiso por puntos. No se entienden los resultados razonables en la política de la seguridad vial sin el permiso por puntos; era el momento actualizarlo. La última modificación se había hecho en 2009.

»Hemos incrementado los puntos a detraer por algunas infracciones. Por ejemplo, de tres a seis por hablar con el móvil con la mano, pero es que en 2006 no había whatsapp. Lo que no aumenta es la cuantía económica de las sanciones, porque los tiempos no lo aconsejan.

»El que no se pone el cinturón no es porque no lo sepa, es porque no le da la gana. Uno de cada cuatro fallecidos en un turismo no lleva puesto el cinturón de seguridad. Desde la DGT hicimos una propuesta de cursos de sensibilización presenciales, que no vio con buenos ojos la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC). Ahora la ley nos da cobertura jurídica para poder desarrollar estos cursos sin problemas.

»Hemos querido promocionar los cursos de conducción segura y eficiente, de los que todo el mundo habla bien. Nos gustaría llegar a las empresas, como una buena práctica de formación continua. Y aquí veo un espacio para las autoescuelas.

»A las autoescuelas les toca conocer a fondo las novedades de la ley y explicárselas a sus alumnos. Nuevos tiempos, nuevas normas. La política de seguridad vial descansa en la formación y en la educación, pero también en la puesta en marcha de medidas. Esta es una normativa para hacer de nuestro país un referente en el marco de la seguridad vial. El reto es aprovechar entre todos esta oportunidad.

Comparte:

  • Whatsapp
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn